Mayo 4, 2018

Juegos en el trabajo para fortalecer equipos y ser más productivos

Roberto Eskenazi, fundador y coach de Hard Fun, destaca que la gamificación mejora el ambiente y ayuda a cumplir con los objetivos laborales.

De acuerdo con el último Estudio Económico de Chile, elaborado por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), los trabajadores chilenos producen -en promedio- menos de la mitad que uno estadounidense, situándose en la mitad de tabla dentro de los 38 países que componen el ranking. El motivo central de esto sería la predisposición de posponer las tareas y, aunque parezca extraño, su solución podría ser incluir juegos en el trabajo.

Conocida como gamificación, esta técnica de aprendizaje toma elementos y dinámicas de juego para aplicarlos a un entorno que no es lúdico, como el trabajo, con el objetivo de potenciar la motivación y mejorar la productividad.

“Las personas aprenden más y mejor cuando se divierten e incorporan todos sus sentidos de forma desafiante. Además, la gamificación permite incorporar elementos tecnológicos y la sana competencia, lo que hace más atractivos los procesos de aprendizaje”, señala Roberto Eskenazi, fundador y coach ontológico de Hard Fun, quien comparte a Comunidad Empresas de Entel cuatro beneficios de aplicar este método en la empresa.

¡Toma nota y a jugar!

Aumenta la productividad

“Según la teoría, cuando aprendes jugando puedes retener hasta cinco veces más que en una posición pasiva receptora”, explica Roberto, especificando que da igual el tipo de juego que se realice, ya que sólo termina siendo una buena excusa para facilitar conversaciones, los procesos de análisis y la planificación.

“Obviamente, cada juego utiliza herramientas diferentes y los niveles de exigencia varían. Todo dependerá de los objetivos que quieran lograr las empresas”, agrega.

Se equiparan los roles

Para Roberto, esta metodología resulta efectiva para generar un ambiente cercano y de confianza, en donde prevalece la participación de las personas por sobre el rol que ocupan en sus trabajos, un aspecto sumamente valorable en aquellas organizaciones que tienen como objetivo ser más horizontales.

“Antes, la capacitación de gente o el trabajo de planificación estratégica se hacía de manera más dura y la inclusión del juego ha funcionado como un bálsamo en esos procesos”, destaca.

“Las personas aprenden más y mejor cuando se divierten e incorporan todos sus sentidos de forma desafiante”.

Mejora la comunicación

La inclusión de juegos en el entorno laboral permite que las relaciones personales fluyan de mejor forma, fomentando la interacción entre distintos colaboradores y áreas de trabajo a través de una connotación lúdica.

“Cuando jugamos somos mucho más transparentes. De alguna forma, se establece una conexión con el niño que llevamos adentro y lo sacamos a jugar, quitándonos nuestras máscaras y mostrando lo que somos”, sostiene Roberto.

Forma y fortalece los equipos

De acuerdo con el coach, el 80% de los requerimientos de las empresas en torno a la gamificación tiene que ver con construcción o reforzamiento de equipos, mientras que el 20% restante con planificación. En cuanto a las actividades enfocadas a grupos, Roberto especifica que brindan especial atención al compromiso, el liderazgo, la confianza y la visión compartida, incluso en etapas de reclutamiento.

“Nosotros usamos juegos en los procesos de selección laboral. Cuando la gente entra a jugar, inmediatamente se puede visualizar el perfil de la persona a través del juego: cómo es con los otros, si colabora, cuál es el rol que asume y qué competencias tiene”, indica.

¿Qué juegos aplicarías para mejorar el ambiente y la productividad de tu empresa? Comenta tu opinión registrándote gratis en nuestra Comunidad Empresas de Entel.