x

Para completar la descarga, llena los siguientes datos

Acepto recibir noticias y novedades de la Comunidad Empresas

Descargar ahora

Tu descarga ha sido exitosa.
¡Disfruta tu Ebook!

¡Ups! Creo que hubo un error al momento de descargar tu Ebook.

x

Ingresa tus datos para descargar el material

Descargar
¿Cómo hacer un análisis PEST de tu empresa?

¿Cómo hacer un análisis PEST de tu empresa?

Tener en cuenta todos los factores externos que podrían afectar a tu negocio no resulta sencillo. El análisis PEST es una herramienta que nos permite evaluarlos con el objetivo de ser más competitivos en el mercado. ¿Quieres saber cómo hacer un análisis PEST y qué ventaja nos aporta? Te lo contamos a continuación. 

 

¿Qué es un análisis PEST y para qué sirve?

 

Un análisis PEST es una técnica de gestión empresarial que permite evaluar factores externos que pueden incidir de forma directa o indirecta en la estrategia de una empresa. Se trata de una palabra que está formada por 4 siglas que corresponden con los ámbitos que se analizan: Políticos, Económicos, Socioculturales y Tecnológicos. 

Gracias a esta técnica es posible obtener información muy valiosa que permite comprender mejor nuestra posición en el mercado. De esta forma, podemos crear una estrategia más efectiva y flexible que nos permita adaptarnos a los constantes cambios.. También es muy útil a la hora de encontrar nuevas oportunidades de negocio y tomar decisiones basándose en la información que viene del entorno. 

 

Los indicadores claves de desempeño que permitirán hacer crecer tu negocio
 

Pasos para realizar un análisis PEST

 

A continuación vamos a ver cómo hacer un análisis PEST paso a paso. Este es un proceso que debe realizarse utilizando los datos e información que proceda de fuentes fiables. Solo así podremos obtener una visión clara y útil para nuestra organización. Un análisis PEST transcurre de la siguiente forma. 

 

1. Análisis de los factores políticos

 

El primer paso es realizar un estudio de las leyes, restricciones o regulaciones políticas del país o países en el que estamos operando. La situación política puede resultar clave en el buen funcionamiento de la empresa, ya que es importante no cometer infracciones ni incumplir las leyes, incluyendo los impuestos o las legislaciones tributarias.

Deberemos averiguar si existen leyes que nos afecten directamente e incluso si hay previsión de si alguna legislación puede afectarnos en el futuro. También deberemos analizar la situación política general o las leyes relativas a la exportación e importación, aranceles o leyes de protección de autor/datos.  

 

2. Estudia los factores económicos

 

También deberemos estudiar los factores económicos que nos rodean, ya que tienen una gran influencia sobre nuestro negocio. Deberemos revisar la estabilidad de la economía actual, el nivel socioeconómico de nuestro público objetivo, la fortaleza del sector y la competencia, qué precios se manejan en el mercado, etc. 

También deberemos echar un vistazo a factores más generales, como el PIB (Producto Interior Bruto) del país, impuestos, inflación, recesión, cómo afecta la globalización a tus precios, valor de nuestra moneda, tasas de interés, etc. Todo ello te ayudará a realizar una planificación estratégica de tu negocio y entender cómo estas variables pueden afectar a tus ingresos y costos. 

 

3. Presta atención a los factores socioculturales

 

En un análisis PEST también se tiene en cuenta los comportamientos y actitudes sociales. Las creencias, estilo de vida, tendencias sociales o incluso los tabúes pueden tener efecto sobre nuestra estrategia. Nos interesa averiguar todos los datos posibles, enfocándonos siempre en nuestro público objetivo. 

También podemos analizar qué impacto tiene nuestra marca o producto en la cultura popular o cuál es la percepción general de nuestra industria. Además, podemos analizar la evolución del mercado o si existen movimientos sociales que puedan afectar a nuestra estrategia, como por ejemplo la sostenibilidad y el cuidado del medioambiente. 

 

4. Ten en cuenta los factores tecnológicos

 

Asimismo, durante la realización de un análisis PEST deberemos analizar la tecnología aplicada en nuestro sector y cómo puede incidir en nuestro modelo de negocio. Por ejemplo, tecnologías emergentes, automatización, transporte, infraestructuras informáticas, etc. 

Este análisis nos permitirá ser conscientes de cómo la tecnología nos puede ayudar a mejorar nuestro modelo de negocio. Es preciso averiguar qué tipo de maquinaria se está utilizando o qué softwares o programas informáticos son los más populares, así como cuáles son los que mejor encajan con las necesidades y capacidades de la empresa. El objetivo es conocer cómo la tecnología puede ofrecernos ventajas competitivas. 

 

5. Analiza, diseña o adapta tu estrategia

 

Tras hacer un análisis PEST detallado, deberemos poner en conjunto todo lo averiguado, con el objetivo de aplicar cambios en nuestra estrategia. Habitualmente se trabaja en equipo diseñando una gráfica donde se colocan todos los elementos por cuadrantes. En el izquierdo superior los factores políticos, y a su derecha, los económicos. Abajo a la izquierda irían los socioculturales y abajo a la derecha los tecnológicos. 

Este gráfico nos dará una visión más amplia y nos permitirá llegar a algunas conclusiones que podremos aplicar a nuestra estrategia. Tras un análisis PEST podremos identificar nuevas oportunidades de negocio, qué problemas se pueden presentar y qué soluciones existen. Todo ello nos ayudará a diseñar estrategias más eficientes.  

 

Beneficios de realizar un análisis PEST

 

  • Permite identificar los factores externos que pueden afectar a la rentabilidad de nuestra empresa. 
  • Nos permite crear estrategias más flexibles que puedan adaptarse a los constantes cambios del mercado. 
  • Un análisis PEST ofrece información sobre los riesgos y soluciones existentes. 
  • Nos permite conocer mejor tanto a nuestros posibles clientes como la situación del mercado. 
  • También ofrece información sobre nuevas oportunidades de negocio y tendencias del mercado. 
  • Podemos utilizarlo junto a un análisis FODA para así disponer de más información. 
  • La toma de decisiones se basa en datos proyectados e información contrastada, y por lo tanto, es mucho más eficaz. 

 

New call-to-action

Suscríbete y recibe las tendencias en tu e-mail

x