x

Para completar la descarga, llena los siguientes datos

Acepto recibir noticias y novedades de la Comunidad Empresas

Descargar ahora

Tu descarga ha sido exitosa.
¡Disfruta tu Ebook!

¡Ups! Creo que hubo un error al momento de descargar tu Ebook.

x

Ingresa tus datos para descargar el material

Descargar
Factoring para Pymes: una alternativa para impulsar tu negocio

Factoring para Pymes: una alternativa para impulsar tu negocio

7,528

Este tipo de financiamiento a través de terceros, te podría ayudar a levantar tu empresa durante la crisis sanitaria.

factoring_pymes

Muchos negocios se han visto afectados financieramente por la pandemia, por lo mismo, han debido recurrir a herramientas que puedan ayudar a aumentar su liquidez. Por esto, como herramienta, el factoring para Pymes se transforma en una excelente alternativa para impulsar tu negocio y te contaremos sobre él. 

Durante la crisis sanitaria surgieron varias alternativas para solventar esta crisis y fomentar la economía de los pequeños negocios, entre ellos, el gobierno de Chile impulsó el fondo con garantía estatal, en búsqueda del apoyo de instituciones financieras no bancarias como el factoring para Pymes

Pero, ¿cómo funciona este financiamiento? El factoring para Pymes es una alternativa de financiamiento en que los negocios pueden conseguir créditos y facturas a través de un tercero o financiador; este tercero analiza la situación del negocio y apuesta por una Pyme que podría ser rentable, accediendo a entregar liquidez para facturas y saldar deudas mediante un contrato. 

Este método es uno de los más rápidos y confiables para obtener financiamiento, además está respaldado por la Ley 19.983 y requiere de un análisis de riesgo del que financiará, incluyendo una evaluación de la capacidad financiera del mismo pagador y también su riesgo operativo. De esta forma se puede definir si es factible para el financiador apoyar a un determinado negocio y cuánto presupuesto apostará.

Como verás el factoring para Pymes es muy sencillo, sin embargo, debes cumplir con ciertos requisitos para lograr ser financiado. 

Evaluación de los financiadores 

A continuación, te señalamos los requisitos que busca un financiador en tu negocio, para que cumplas con ellos y accedas a factoring para Pymes.

  1. Demostrar facturas constantemente: el riesgo para el factoring de financiar a una empresa que tiene movimiento todos los meses es mucho menor, por lo que, te recomendamos facturar mensualmente, en vez de trimestral o semestralmente. 
  2. Tener experiencia: sin duda una Pyme que lleva tres años de funcionamiento será mucho más confiable que una que lleva un par de meses, ya que ha pasado por distintas etapas. Si tu Pyme lleva menos de tres años no te desanimes, pero considera que debes explotar otros puntos para sobresalir y lograr el financiamiento. 
  3. Mantener en orden el flujo de caja: en tu empresa debes controlar el nivel de deuda/venta para que demuestres tener en orden el flujo de caja, de esta forma los financiadores evaluarán de mejor manera tu negocio. 
  4. Tener buen historial de pago: si puedes demostrar que has tenido buena relación monetaria con proveedores y otros elementos necesarios para el funcionamiento de tu empresa, conseguirás factoring para tu Pyme
  5. Presenta actualizada tu información financiera: incluye documentos importantes, como balances, tu carpeta tributaria, informes comerciales y otros. De esta manera entrarás en el mercado del factoring. 
  6. Mantén tus impuestos al día: es importante que mantengas tus impuestos pagados al momento de solicitar financiamiento. Los más importantes son el IVA, imposiciones y renta. 
  7. Presentar tu carpeta tributaria: tu empresa debe tener al menos una declaración de impuestos a la renta saldada y aceptada por el Servicio de Impuestos Internos (SII). Esto lo debes demostrar en tu Carpeta Tributaria Electrónica que es ideal para la lectura de los factoring.
  8. Entregar información legal: debes entregar una copia de los documentos de escritura de constitución ante notario y aprobación de los estatutos de la sociedad ante el Registro Civil. 
  9. Mantener un buen nivel de clientes: esto se refiere al nivel de ventas, años de operación, historial de pago y situación financiera y tributaria. 
  10. No mantener derechos de retención: las facturas de tu negocio deben estar libres de derechos de retención, esto se refiere a cuando los contratistas no acreditan el cumplimiento íntegro de sus obligaciones laborales y previsionales. Además, debes llevar un control de calidad del producto o servicio que ofreces. 
  11. Ser ordenado financieramente: es importante mantener un orden general de tus finanzas, por ejemplo, no mezclar gastos e ingresos personales con los de tu empresa, saber cuáles son tus IVA de compra y venta, conocer tus activos y pasivos, el margen de tu negocio, entre otros. 

En todos estos puntos es recurrente la importancia de mantener un orden, manejar tus finanzas y tener claridad de lo que tienes y vendes, de esta forma atraerás la atención de los financiadores.

Ahora que conoces los requisitos entérate de los tipos de factoring para Pymes a los que puedes acceder. 

Tipos de factoring para Pymes

  • Factoring con recurso: 

Lo rige un contrato en el que el financiador entrega las facturas a la entidad de factoring, y esta última entrega liquidez al financiador, descontando un porcentaje de intereses y gastos de operación. 

En caso de que el financiador no efectúe el pago pactado en el contrato, la entidad financiera podrá reclamar el dinero a él, y si no se paga existe la posibilidad de demanda para generar un juicio entre las dos partes. 

  • Factoring sin recurso

Este tipo de financiamiento es similar al anterior, sin embargo, en este caso el financiador no podrá ser acusado como responsable de realizar el pago pactado en el contrato, ya que es responsabilidad de la empresa de factoring, por lo que, no se podría llevar la situación a juicio. 

  • Factoring de exportación 

Este tipo de factoring funciona sólo para venta de productos hacia el extranjero o exportaciones. En este caso, el pago de las operaciones comerciales debe ser inmediato por medio de la entidad financiera, sin necesidad de esperar a que el destinatario de los productos exportados realice el pago. 

  • Factoring de importación

Aquí se permite que una empresa del extranjero pueda transferir sus créditos a una entidad de factoring de la región de la Pyme interesada. En este caso la entidad se hace cargo de la gestión de pagos y cobranzas. 

  • Factoring de múltiples contratos

Este tipo de financiamiento es para Pymes que contratan a otra empresa para generar un producto o servicio y a través de ella, recurren a una entidad de factoring que otorgue este tipo de servicio en específico. 

  • Factoring compartido

El factoring compartido se realiza cuando dos o más entidades comparten las facturas de una o más empresas. De esta manera todas las entidades financiadoras involucradas se hacen cargo de la gestión de estos contratos.

  • Reverse factoring

En él se contrata un servicio y luego se solicita a la entidad que realice el pago adelantado a los proveedores de la empresa que se contrató. Luego la empresa financiadora le cobra el monto total de las facturas a la empresa contratante, a modo de préstamo. 

Estos son los tipos de factoring más utilizados por las empresas de mediano o pequeño tamaño, sin embargo, existen otros más, pero todos son similares en el sentido de que entregan liquidez necesaria a las Pymes durante tiempos de crisis y habitualmente. 

¿Qué te parece el factoring para Pymes? Coméntanos cómo le otorgarás liquidez a tu negocio.

 

 

Suscríbete y recibe las tendencias en tu e-mail

x