x

Para completar la descarga, llena los siguientes datos

Acepto recibir noticias y novedades de la Comunidad Empresas

Descargar ahora

Tu descarga ha sido exitosa.
¡Disfruta tu Ebook!

¡Ups! Creo que hubo un error al momento de descargar tu Ebook.

x

Ingresa tus datos para descargar el material

Descargar
Guía práctica y completa sobre cómo hacer un balance financiero

Guía práctica y completa sobre cómo hacer un balance financiero

17,842

Junto con el estado de resultados y el flujo de caja, el balance es uno de los tres principales estados económicos que se utilizan para analizar una empresa.

cómo hacer un balance financieroEn medio de los numerosos cambios en el sector económico, en la actualidad es importante que las Pymes puedan entender cómo hacer un balance financiero. Es decir, aprender a generar tributariamente este tipo de reportes, con la ayuda de un contador, para sacar el máximo provecho a esa información y mejorar las decisiones del negocio hacia el futuro. 

Ahora bien, como dueño de una Pyme o microempresa debes ser capaz de traducir los datos a términos monetarios, de tal manera que puedas tener pleno conocimiento de tus recursos, estimación de ingresos por ventas, costos relacionados al funcionamiento, la proyección de balance, el estado de resultados y el flujo de caja, por mencionar algunos. 

Por tanto, entendiendo que estos términos no son fáciles de comprender para todos los emprendedores, y para que puedas ponerlos en práctica, en este artículo te explicaremos en detalle los conceptos financieros claves para entender las finanzas de tu negocio y aprendas finalmente cómo hacer un balance financiero paso a paso con una interesante infografía. 

¿Qué es un balance financiero?

Primero para quedar claros con el concepto, en palabras simples, un balance general, también conocido como balance de situación o estado de situación patrimonial, es un documento o informe financiero que muestra detalladamente los activos, los pasivos, y el patrimonio con los que cuenta una empresa en un momento determinado, según explican en el portal de Crecenegocios

El principal aporte que brinda a las pymes este tipo de balances es la información relevante que se recopila de los negocios, permitiendo analizar los datos de forma más eficiente, haciendo un mejor uso de los recursos y ayudando a tomar decisiones más oportunas, por eso es sumamente importante que entiendas cómo hacer un balance financiero

Asimismo, estos estados financieros se caracterizan por estar compuestos por un balance de situación, una cuenta de resultados, un estado de flujos de efectivo, un estado de cambios en el patrimonio neto y una memoria. Además, es importante tener presente que la gran mayoría de estos informes dependen de cada país. 

 

¿Cómo hacer un balance general para mi negocio?

Estados financieros básicos

En un artículo del portal de economipedia, detallan que estos estados nos sirven para ver de una forma completa y específica, dependiendo del estado financiero que se elija estudiar, la situación financiera de la empresa, la evolución del patrimonio o el flujo de operaciones. Por tanto, explican que el objetivo de cada uno de los estados sería el siguiente:

  • Balance de situación: en este caso, da una imagen rápida de cómo se distribuyen el activo, pasivo y patrimonio neto de la empresa. Con ellos podemos saber el apalancamiento que posee una empresa.
  • Cuenta de resultados: en este punto, se recogen los ingresos y gastos de la empresa, dándose a conocer el beneficio neto teórico que tendría la empresa.
  • Estado de flujos de efectivo: se refiere a que registra el montante y las veces que sale y entra dinero en la empresa.
  • Estado de cambios en el patrimonio neto: muestra la evolución que sufre el patrimonio de la empresa durante un periodo determinado.
  • Memoria: comenta cualquier detalle que no se haya especificado en los estados o cuentas anteriormente mencionadas.

Por otra parte, es fundamental que estos balances sean de fácil comprensión, contengan datos relevantes, sean fiables y puedan ser comparables para poder analizar la información de la empresa con mayor alcance y precisión, puesto que de este tipo de documentos es de donde se sacan conclusiones a nivel económico y financiero, generando un impacto en el negocio.

Tipos de asesorías disponibles en el mercado

Luego de entender la conceptualización y los estados financieros, es recomendable que una vez detectada todas las fallas de tu empresa consideres buscar asesoría para optimizar tu productividad y mejorar tu posicionamiento en el mercado. Por tanto, estos son los principales tipos de asesorías con las que podrías contar, según detallan en el portal de emprendepyme.

  • Asesoría financiera: está orientada para ayudar en todo lo relacionado con el análisis de tu economía empresarial, es decir, cómo llevar mejor tus cuentas. También sirve para ayudarte en la toma de nuevas decisiones, desde planes de expansión viables a proyectos de inversión, externalización de servicios u optimización de las unidades operativas.
  • Asesoría fiscal: sin dejar de cumplir con tus obligaciones fiscales, es interesante contar con la ayuda de un experto en tributación para sacar el máximo partido de todas las opciones que existen en materia de impuestos para una empresa.
  • Asesoría administrativa: en este caso la función principal de esta asesoría es poner orden, priorizar la trascendencia, archivar de forma racional y, sobre todo, planificar para que todos los trámites se realicen en el plazo legal, son sólo una parte de las mejoras que entrega.
  • Asesoría jurídica: el consejo de expertos en temas legales debe ser de los primeros que contrates. Por tanto, se recomienda la ayuda de esta asesoría al momento de iniciar con la constitución de tu empresa, la regularización de tus bienes, la forma jurídica que adquieras, o el manejo de los contratos de financiación.
  • Asesoría laboral: este último punto está orientado a ayudar en temas de Recursos Humanos, como, por ejemplo: en la optimización de plantillas, planes de mejora de productividad, identificación de problemas de falta de compromiso y sus causas/soluciones o implantación de medidas para fomentar el sentimiento de pertenencia y la fidelización son temas que no puede eludir ninguna empresa moderna.

Recuerda que entender cómo hacer un balance financiero es fundamental para la economía y rentabilidad de tu empresa, así que es normal que tengas dudas al principio, sin embargo, procura buscar ayuda de profesionales para lograr con éxito las metas de tu negocio.

New call-to-action

Suscríbete y recibe las tendencias en tu e-mail

x